LOS PUNTOS SOBRE LAS IES, 25 DE MARZO DE 2022


COMPARTE ESTA INFORMACION CON TUS CONTACTOS...

A 28 años…!

-Por José Angel Sánchez López-

“Yo veo un México con hambre y con sed de justicia” Luis Donaldo Colosio

A 28 años de su artero asesinato, el contenido de aquel mensaje que pronunció Luis Donaldo Colosio Murrieta el 6 de marzo de 1994 sigue vigente.

Veintiocho años se han cumplido este miércoles y aun persiste la inseguridad, la ausencia de una justicia real, justa, la división de los mexicanos está mas fuerte que nunca provocada por un presidente que pretende convertir a México en otro “paraíso” socialista tipo Venezuela o Cuba.

“Yo veo un México de gente agraviada, de gente agraviada por las distorsiones que imponen a la ley quienes deberían de servirla. De mujeres y hombres afligidos por abuso de las autoridades o por la arrogancia de las oficinas gubernamentales…”

“Veo a ciudadanos angustiados por la falta de seguridad…”

“¡México no quiere aventuras políticas!”

Exclamó en aquel mitin realizado frente al monumento de la Revolución en la celebración del aniversario de su partido, el PRI, expresiones que disgustaron a la cúpula del gobierno federal y provocaron su asesinato 17 días después en Lomas Taurinas de Tijuana.

Ahí en Lomas Taurinas murieron con Luis Donaldo las esperanzas de millones de mexicanos de lograr un cambio verdadero en México.

Hoy, nada ha cambiado, salvo los gobiernos, los hombres del poder.

Persisten las desigualdades, hoy mas agravadas que nunca.

Hay mas pobres que antes.

La delincuencia organizada se ha apoderado del país con la complacencia de las autoridades que en lugar de combatirla la protegen con “abrazos no balazos”.

Hoy desde la tribuna del poder se alienta la confrontación de los mexicanos y se incita el divisionismo.

El legado de Colosio, que dejó en aquel mensaje, sigue presente en lo que queda de un PRI disminuido por la corrupción y la torpeza, que requiere de auténticos dirigentes con capacidad y vocación para unificar y enterrar todo lo negativo de su pasado..

Este miércoles, los priistas recordaron al hombre de Magdalena que soñó con un México mejor para todos los mexicanos.

Desde Culiacán se elevó una voz recordando el legado de Colosio y demandando la unificación de los priistas.

Sergio Mario Arredondo Salas, presidente de la Fundación Colosio Sinaloa, recordó que se cumplen 28 años del asesinato de Luis Donaldo Colosio, y señaló que el priismo lo recuerda en el marco de lo que, sin duda, es su momento más complejo.

Y advirtió; “pero también es un período de oportunidad; porque pese a todo, somos el instituto político con la mayor riqueza, profundidad de pensamiento, y legado político de este país”.

En su mensaje Arredondo hizo un llamado a la unidad y a la democracia interna, para que el PRI vuelva a abanderar las causas sociales.

Y abundó “el PRI es debate interno, son voces, opiniones diferentes que se enriquecen y se enfrentan constantemente para que a partir de la política logren el acuerdo y la unidad, que la contienda sea la que defina rutas y liderazgos, lo cual es lo que los convierte en una propuesta política rica en contenido, capacidades y actores…”

Pidió “Recordemos pues a Colosio, de una manera activa, trayendo a la actualidad su pensamiento y continuando con la tarea que injustamente, no pudo continuar; que nuestra historia política, y compromiso por nuestro Estado y país nos una, que nada ni nadie nos divida” .

Y añadió: “Se viven momentos en que se vulneran todos los días las instituciones, donde se deteriora la calidad de vida, las oportunidades para los jóvenes, los espacios y ambientes que les permitan a las mujeres desarrollarse en justicia y dignidad…”

El mensaje de Arredondo Salas recordaba la pasión de Luis Donaldo pero iba también dirigido a los priistas que quedan en su partido y, sobre todo a quienes tienen en sus manos la renovación de mandos en el Comité Directivo Estatal.

Ojalá y lo entiendan…!!!

Anterior “Nadie me pagó, yo no recibo sobres amarillos”: responde Derbez a AMLO
Siguiente Biden visita a soldados estadounidenses en la frontera con Ucrania