No hay instituciones democráticas en Nicaragua, lo único es la voluntad de Ortega: HRW


Comparte ésta información con tus contactos

José Miguel Vivanco, director para las Américas de Humans Rights Watch, advirtió sobre la grave situación que vive Nicaragua bajo el régimen de Daniel Ortega


José Miguel Vivanco, director para las Américas de Humans Rights Watch (HRW), aseguró que en Nicaragua solo se hace la voluntad del presidente Daniel Ortega, quien tiene la plena libertad para encarcelar, torturar e incluso matar a sus opositores políticos.

En entrevista con Joaquín López-Dóriga en Radio Fórmula, Vivanco advirtió sobre la grave situación que vive Nicaragua bajo el régimen de Ortega, a quien calificó de “sátrapa, bruto y un abusador”.

Creo que la definición de sátrapa le cae como anillo al dedo.

Este hombre es un bruto y es un abusador que lo que quiere hacer es tan simple como limpiar el panorama político, sacar del juego a todos los potenciales rivales que en unas elecciones limpias y competitivas podría derrotarlo”, refirió.

“Les ha fabricado procesos penales sin ningún sustento, no les permite abogados, están incomunicados. Les está aplicando una legislación que él aprobó hace unos meses con figuras vagas y abstractas como que son personas antipatriotas o que han criticado al estado nicaragüense y que por lo tanto tienen que ser procesados”, expuso.

No hay instituciones democráticas en Nicaragua. Ahí lo único que hay respetar es la voluntad de Daniel Ortega y su mujer, que es la vicepresidenta. De lo contrario, te meten preso o te torturan o los hampones de la policía pueden ejecutarte, como ha ocurrido con 400 personas ejecutadas a sangre fría”, puntualizó.

HRW presentó un informe de 38 páginas en el que urgió a Naciones Unidas (ONU) a actuar ante la reciente ola de arrestos contra líderes de la oposición y otros críticos de Ortega.

En las últimas semanas las autoridades nicaragüenses han detenido e iniciado procesos penales contra los principales candidatos presidenciales de la oposiciónCristiana ChamorroArturo Cruz, Félix Maradiaga y Juan Sebastián Chamorro García y Miguel Mora.

Él (Ortega) lo controla todo y ha logrado además aprobar una reforma constitucional para aspirar a la reelección de forma indefinida. Es un multimillonario que goza de una fortuna que la gozan él, su mujer, sus hijos y sus parientes, es una enorme fortuna que ha acumulado durante estos años que ha tenido acceso ilimitado al poder”, externó.

“Esto es obsceno, grotesco, de una vulgaridad extrema, imagínate atrapar y secuestrar a todos los principales líderes democráticos que hay en el país, que representan corrientes distintas, y los atrapa unos a otros., todos ellos están en El Chipote, que es un centro de tortura”, adujo.

Vivanco lamentó que Argentina y México no hayan condenado las acciones antidemocráticas en Nicaragua mediante declaración de la OEA, aunque considero un avance que hayan llamado a sus embajadores a consulta.

“Lamentablemente México y Argentina no se sumaron a esta votación. Invocaron, en términos absurdos, el principio este de la no injerencia, que se invocaba selectivamente según conviniera”, comentó.

“México parece que hizo la tarea o alguien les contó lo que pasaba en Nicaragua y sacaron junto a Argentina una declaración contradictora en donde llaman a los embajadores por los abusos que se están cometiendo. Yo celebro que México haya corregido pero no sé por cuánto tiempo”, acusó.

El director para las Américas de Humans Rights Watch dejó en claro que la vía contra Ortega y su régimen es incrementar la presión diplomática internacional, en donde las aciones de la OEA y la ONU son fundamentales.

La salida es incrementar la presión diplomática internacional. LA OEA debe tomar las riendas de ese proceso y mandarle un mensaje claro para suspender a Nicaragua de la organización. Probablemente no es un golpe definitivo, pero es importante que sienta que es tratado como un paria”, insistió

“El secretario general de la ONU sí puede jugar un rol, hasta ahora ha estado bastante ausente, creemos que la naturaleza de la crisis sobre todo del impacto de refugiados y que otros gobiernos no intenten replicar la forma de Ortega, amerita que António Guterres lleve este tema al Consejo de Seguridad, y que envíen a un emisario para darle un ultimátum a este dictador”, comentó.

Anterior Congreso de Tamaulipas presenta iniciativa para proteger fuero del gobernador
Siguiente CNA Aviso de Ciclón Tropical en el Océano Pacífico